Fue detenido por Carabineros en una movilización estudiantil

Cae montaje contra periodista de HispanTV acusado de agredir a la policía chilena.

Este jueves 5 de enero, el 8vo Juzgado de Garantía declaró inocente al periodista Leonel Retamal, quien fue detenido en una marcha estudiantil en julio de 2016. Era acusado por Carabineros de agredir a un capitán de Fuerzas Especiales y de romper una fijación de una cámara GoPro. Esta jornada, el tribunal determinó la insuficiencia de las pruebas y de la acusación declarando la absolución de los cargos que pesaban sobre el profesional del canal internacional HispanTV.

“Ha quedado al descubierto un nuevo montaje policial, destinado al amedrentamiento de los medios de comunicación y a los comunicadores populares que cubren las manifestaciones. Las mentiras comenzaron desde el primer día, cuando me acusaron de haber golpeado tres veces a un oficial de Fuerzas Especiales rodeado de policías. Algo tan inverosímil que nunca debió llegar a esta fase”, dijo Retamal al terminar la audiencia.

“El Ministerio Público ha jugado un triste papel”, sentenció por su parte el abogado Rodrigo Román, de la Defensoría Popular, quien durante el interrogatorio a los carabineros que actuaron como testigos les hizo exponer contradicciones tan elementales que hicieron innecesaria la presentación de las evidencias de la defensa.

La supuesta víctima, el capitán Nelson Bersezio, y su “acompañante”, el cabo primero Diego Catalán, entregaron versiones tan confusas y radicalmente opuestas de lo ocurrido, que la jueza Ely Rothfeld, agotada, llamó al estrado a los litigantes para finalizar rápidamente la audiencia, sin necesidad de escuchar a los testigos de la defensa , ni ver los videos en que se comprueba la falacia de los cargos, asi como la arbitrariedad y violencia del arresto de Retamal.

Mientras Bersezio reconoció que tras el “ataque” de Retamal pudo seguir usando normalmente su cámara (como, por lo demás, evidencian los videos), Catalán dijo que ésta debió ser guardada en una vehículo porque el periodista había destrozado la sujeción.

Retamal rechazó todos los intentos de la Fiscalía de llegar a un acuerdo “amistoso” para evitar el juicio oral, porque junto a soslayar el castigo, involucraban la admisión de culpa.

El abogado Román criticó el dispendio absurdo de cuantiosos recursos públicos para atender una acusación que, dijo, debió ser desestimada desde el inicio. “Si el Ministerio Público quería un arreglo, no debió imputar a Retamal, ni hacerlo pasar 24 horas preso, porque se trató de un arresto ilegal, como lo probamos y exigimos desde el primer día”, día.

“Debe ser un récord mundial”, apuntó un miembro del público. “Llevan tres horas hablando del arnés de una GoPro. Las costas de este juicio podrían comprar cientos de arneses”.

Los cargos fueron bajando gradualmente desde la formalización del periodista, el 29 de julio. Por haber supuestamente roto una pequeña pieza plástica de una sujeción, que ni siquiera impidió su uso, Retamal fue detenido, golpeado, tuvo que pasar la noche en una comisaría, y luego ser conducido esposado y con chaleco amarillo al tribunal.

Los videos de Carabineros muestran que la cámara de Bersezio cayó por obra -o torpeza- del propio oficial, cuando hizo una llave al brazo de Retamal, para inmovilizarlo. Este movimiento hizo que el monópode de video que portaba el corresponsal golpeara el pecho del policía, donde estaba la cámara. Lo que pudo ser una anécdota se convirtió en un caso penal que llegó hasta el juicio oral.

Retamal agradeció el apoyo masivo mostrado en la oportunidad por sus colegas y movimientos sociales, el Colegio de Periodistas y la Asociación de Corresponsales Extranjeros, en defensa de la integridad del trabajo periodísitico y la libertad de información. También agradeció el irrestricto respaldo de la dirección y trabajadores de HispanTV.

Por su parte, la testigo Mildred Lobos, integrante de la Corporación de Padres y Apoderados (Corpade), y quien también fue detenida el 28 de julio, denunció el acoso de las Fuerzas Especiales a los periodistas que cubren las manifestaciones y denuncian los abusos. “Nosotros estamos siempre en las manifestaciones y esto no es una casualidad”, dijo en relación al arresto de Retamal.

“No es posible atribuirle dolo al imputado, porque la declaración de los testigos señalan que se produce durante el forcejeo, y en consecuencia, no es posible atribuirle responsabilidad en los términos en que viene planteada en el requerimiento”, dijo la jueza. “Se declara la absolución del imputado”, determinó, y cerró el caso. La lectura de juicio quedó fijada para el próximo 10 de enero.

Deja un comentario